Instagram está valorando la posibilidad de aumentar el tiempo de los vídeos que se pueden publicar en su plataforma. Esto permitirá a los usuarios aumentar su creatividad y, de paso, se acomete un paso importante a la hora de competir con otros desarrollos similares que hay en el mercado.

Hasta la fecha las creaciones en vídeo que se pueden publicar son de, como mucho, una duración de un minuto (con solo quince en el caso de las Historias, uno de los grandes éxitos de Instagram y que todos han copiado). Pues bien, parece que las restricciones se van a terminar en no mucho tiempo, y que se tiene pensado eliminarlas para dar paso a la publicación de contenidos de hasta una hora de duración. Un cambio muy relevante y, a la vez, importante.

La publicación de las nuevas grabaciones se realizara con vídeos en vertical, que son una seña de identidad en Instagram -y que, ciertamente, es un formato que mantiene cierto toque personal frente a los crean en apaisado-. Por lo tanto, se mantendrá la misma forma de trabajar que hasta la fecha ha utilizado la compañía como se apunta en la fuente de la información. Está por ver si se habré un nuevo apartado en la aplicación donde encontrar las futuras creaciones que tendrán un máximo de una hora de grabación. Esto sería lo lógico, para de esta forma encontrar estos contenidos de forma sencilla y rápido.

Instagram busca ampliar sus horizontes

Pues sí, la posible llegada de los vídeos de larga duración a Instagram permitirá a esta plataforma competir con otros desarrollos -además de Snapchat-. Esto lo decimos debido a que las grabaciones de una hora de duración pueden plantar cara a los que se publican en los canales de YouTube, siempre buscando un formato más personal claro. Además, el posible nuevo añadido acerca, y mucho, a este desarrollo a lo que ofrece actualmente Facebook (que no se nos olvide que es dueña de Instagram). Esta es una razón por lo que creemos que este añadido -de producirse- es de gran calado.

Esta novedad está en fase de prueba por el momento, y habrá que ver si finalmente llega a ser una realidad y, de ser así, cuándo. El caso, es que de confirmarse la llegada de los vídeos de una hora a Instagram es posible que estemos en un punto de inflexión en lo que tiene que ver al uso y objetivos que tiene la compañía. Estos pasarán a ser mucho más amplios y, además, permitiría que el actual crecimiento de la plataforma se mantenga e, incluso aumente.